El Desprecio de las Masas. Peter Sloterdijk

 
EL DESPRECIO DE LAS MASAS.
Peter Sloterdijkby Silvia Bardelás /Agosto 2009 
 

images-21

Es imposible entender el momento actual sin profundizar en el concepto de cultura de masas. Todos debemos tomar partido ante esta realidad que nos envuelve y sobre la que sabemos muy poco por una resistencia a conocerla en profundidad. Cualquier intento de nombrarla y darle significado implica el calificativo de elitista. Por eso adelanto, que la igualdad de todos por el hecho de nacer hombres me parece el valor más defendible, pero la diferencia, la única manera de mantener la libertad y sostener la cultura.  

El desprecio de las masas es un libro que pretende transmitir que la cultura constituye el conjunto de tentativas encaminadas a provocar a la masa que está dentro de nosotros y a tomar partido contra ella.

Es un ensayo sobre las luchas culturales de la sociedad moderna. Un libro que describe a la masa como una subjetividad con voluntad e historia que ha terminado con el idealismo, con el saber, la voluntad y el alma. De manera que al no admitir la diferencia vertical, crea una homogeneidad desde la que es imposible crear.

Hace un recorrido por la preocupación filosófica sobre este tema y resulta muy interesante entender el pensamiento de Marx o Heidegger en el contexto de la vida social.

También hace una reflexión sobre, por ejemplo, la llegada de Hitler al poder gracias a la masa. No eran seguidores de alguien superior, eran seguidores de alguien que podía ser como ellos. La política parece también guiada por la necesidad de que la masa se identifique con ella.

Lo que más interesa a esta página de libros es la parte en la que habla del cambio de valores culturales, Por ejemplo el sabio es sustituido por el intelectual, de manera que desaparece la posibilidad de la sabiduría. Allí donde el saber pierde su papel de fundamento en el ámbito de la realidad objetiva y no pasa a ser más que un medio para desarrollar conjeturas, así como un instrumento de ayuda para hacer elecciones dilematicas, se autoconsolida la avanzada democracia de la información como una suerte de asamblea de ignorantes casi similares que, envueltos en este claroscuro general, buscan en este lado de lo trágico soluciones relativamente mejores a sus, relativamente generalizables, problemas vitales.

De manera que el pensamiento ya no podrá conformar la materia informe, se acabó el idealismo. La imposibilidad de diferenciarse de manera vertical, el rechazo al genio, al santo, a cualquiera que se desmarque hacia arriba, hace que las distinciones sean mínimas, sólo posibles horizontalmente, Masa obliga, y de la masa como materia oscura propia del siglo XIX como frente de fuerza para el cambio social, se pasa a una masa molecular, donde hay pequeñas diferencias, es decir, individualidades que no pueden serlo con libertad, que comparten la categoría de masa y que viven en una soledad infinita con respecto a las otras moléculas.

¡Prioridad de la democracia frente al arte! El talento debe amoldarse a la masa, de manera que sus ocurrencias la alimenten y no vayan contra sus principios. Los artistas pasan a depender directamente de su público.

No hay soluciones para este fenómeno en el libro, simplemente pretende concienciar para poder despegar esas moléculas y terminar con la dictadura d ela masa. Está muy bien explicado cómo resulta imposible criticarla sin parecer alguien desestabilizador y elitista. Personalmente creo que la educación en el pensamiento solucionaría el problema, pero eso ya presupone libertad de pensamiento, de manera que unos llegarían más lejos que otros. Así que otro valor superior a la inteligencia tendría que actuar como elemento estabilizador, pertenece a esos valores que ahora dan vergüenza como la generosidad, honestidad, honradez, reconocimiento… Muy difícil, como cuenta el libro, con la desaparición de la posibilidad de ascender, que tengan cabida. Una amiga me contaba cómo esos valores habían sido fatales, creando verdaderos monstruos,es verdad que eso ha ocurrido en gente que los aplicaba sin haberlos interiorizado, quizás por ahí venga el pudor a nombrarlos, por miedo. En fin, este libro, por lo menos obliga a plantearse la situación.

Biografía de Peter Sloterdijk

Dejo unos fragmentos de la Ópera de Schönberg, Moses und Aron porque, independientemente de la puesta en escena, la música expresa el sentimiento de ser masa, el estar perdido en un mundo donde es imposible ser.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s