El Espiritu de D_os es Paz..(Shalom).

Hay un solo secreto para llegar a una relación duradera, exitosa y feliz: el poder de la aceptación. La aceptación no significa estar de acuerdo con la conducta o las carencias de la otra persona; simplemente significa aceptarla así como es, sin tratar de cambiarla a lo largo de toda una vida, así como nos aceptamos a nosotros mismos, con nuestros defectos. Una vez que aceptamos a la otra persona por lo que él o ella es, más que por lo que querríamos que fuera, podríamos usar la energía que empleamos hasta ahora en la crítica para construir y alimentar la relación.

Esto no es menos verdadero en la relación padres-hijos. Algunos padres no pueden aceptar a sus hijos como son. En su comunicación con sus hijos ellos transmiten un mensaje directo o indirecto. “¿Por qué no eres como… (es decir, como lo que yo pienso que debe ser un niño bueno)?” Esto hace que surja una brecha entre padres e hijos. Cuando realmente aceptamos a nuestros hijos así como son, y como no son, alcanzaremos a tener con ellos una nueva forma de relacionarnos que nunca experimentamos antes.

Probalo, ¡funciona!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s